Creación de una empresa nueva

Una de las claves para alcanzar las metas y objetivos de la compañía es organizar sus procesos de negocio. No basta con que los recursos y la logística sean adecuados, sino que debe haber una manera adecuada de utilizarlos estratégicamente para una operación comercial sin inconvenientes.

 

La creación o el desarrollo de una nueva empresa no es tarea fácil en este mercado competitivo.  Copiar lo que hace la competencia puede permitirte sobrevivir por un tiempo, pero no por mucho tiempo.  Tienes que establecer tu propia identidad y desarrollar tu ventaja competitiva. Para ello, debes identificar y organizar tus procesos de negocio y desarrollar tus propios estándares para ofrecer los productos y servicios adecuados que satisfagan tu mercado objetivo.

 

Organización de los procesos de negocio

Hay áreas de la empresa a las que se debe prestar la debida atención para que funcione de manera óptima. Esto implica la gestión de procesos de negocio.

 

El primer paso en la organización de los procesos de negocio es establecer objetivos: determinar lo que se quiere lograr y cuándo se quiere que esto suceda.  Establece tu dirección estratégica y alinea tus acciones con ella.

 

Mapeo de procesos de negocio

Una vez que hayas establecido tu brújula hacia la dirección deseada, el siguiente paso es identificar las tareas y actividades que necesitas realizar para lograr tus objetivos. De esta manera, puedes emparejar las tareas y actividades con tus recursos existentes (mano de obra y capital).

  • Determina qué procesos son necesarios para completar una tarea o actividad. Un acierto y error o una prueba y error no es una buena estrategia de negocios.
  • Reconocer los propietarios de los procesos. Algunas funciones implican actividades interdepartamentales, es decir, quién o qué unidad es responsable de la realización y el cumplimiento de cada tarea.
  • Asegurarse de que cada departamento conoce sus actividades funcionales y es experto en los sistemas y procedimientos necesarios para llevar a cabo dichas actividades de principio a fin.
  • Trazar un diagrama de flujo del proceso que guíe a la gente hacia la dirección que te has propuesto alcanzar.
  • El mapa o flujo del proceso debe definir y clarificar las metas de aquellos que están en él.  Esto es para evitar la superposición de funciones y eliminar vacíos en el proceso.

 

Implementación de procesos de negocio

 

Después de identificar las tareas y actividades en los procesos empresariales, asignar personas para su realización y garantizar la disponibilidad de los recursos y la logística necesarios, ya estás listo para poner en marcha tu operación.  Cada tarea debe estar limitada en el tiempo para que pueda medir su eficiencia.

También es necesario desarrollar herramientas de monitoreo y establecer mecanismos de retroalimentación.  Al hacer esto, podrás medir cómo va tu negocio, determinar si estás en el camino correcto o necesitas redirigirlo, o fijar tu mirada en una dirección diferente.

 

Analizar y revisar los procesos de negocio

Mientras tu negocio maneja el trabajo diario, debes ser capaz de hacer un análisis exhaustivo de la eficiencia de tus procesos. Determina si son útiles para alcanzar tus metas y conseguirlas.  Puede haber áreas que se pasan por alto o a las que no se les presta la atención adecuada.  Por otro lado, también puede haber tareas y actividades que son redundantes e innecesarias. Cada tarea y actividad debe estar alineada con tus objetivos.

 

Durante el análisis y la revisión, es necesario determinar si se asignan las personas adecuadas para llevar a cabo sus tareas.  El rendimiento óptimo sólo puede lograrse si aquellos que están haciendo el trabajo no sólo tienen la competencia, sino también el compromiso y el empeño adecuado para realizar las tareas.  De lo contrario, causarían retrasos, demoras y un rendimiento deficiente que no sería bueno para tu negocio.

 

Identifica las áreas de mejora para que puedas planificar la realización de las iniciativas necesarias de capacitación y mejora de habilidades.

 

Monitorización de tus procesos

Revisa tus procesos y determina formas de mejorarlos.  No es suficiente que tu negocio esté funcionando.  Es importante asegurarse de que funciona sin problemas con pocos o ningún problema. Determina si tus procesos son rentables.

 

Estandariza tus procedimientos. Incorpora innovaciones. Identifica las mejores prácticas y simúlalas en otras áreas de tu negocio, y no sólo en tu negocio principal.

 

Para lograr una mayor continuidad y sostenibilidad de tu negocio, visita Proceso.pro

El mundo de los negocios es duro e implacable.  Por lo tanto, siempre hay que estar atento a los cambios que puedan afectar la operación.  Esto te ayudará a adaptarte y en consecuencia a lograr continuidad y sostenibilidad del negocio.

 

Una forma de estar un paso adelante de la competencia es buscar la ayuda de los expertos en gestión de procesos de negocio.  Empieza a utilizar nuestra herramienta Proceso.pro, la cual puede ayudarte a documentar y hacer un seguimiento de las innovaciones de tu negocio y evaluar tu operación a través de su una plataforma web.

 

Proceso.pro puede brindarte asistencia profesional para asegurar que tus procesos de negocio funcionen a tu favor. Visita nuestro sitio ahora!